31 mar. 2009

QUE BELLO ES VIVIR

El jueves hicimos un buen programa de radio en el Valle del Jerte, como siempre con Julia. Llenazo hasta los topes y el equipo de Onda Cero funcionando a la perfección. Que fácil es trabajar entre profesionales de ese nivel, con tan buenos compañeros y con ese lujazo de invitados.


El viernes amaneció con un día azul y transparente. Me levanté en mi bellísima habitación de uno de los hoteles rurales con mayor encanto de cuantos he conocido. Salí al balcón y le hice una foto al día. Una golondrina salio del nido y me vió en pijama.


Luego me fui a pasear por el pueblo, a comprar miel, queso y un bastón para el camino, como siempre. Un poco de pimentón de la Vera, licor de cerezas y unas alubias de El Barco.


Después subimos con mi querido amigo Ramón, Director del Parque Natural de la Garganta del Infierno, hasta las pozas, remontando el río, que bajaba inmenso, derrochando agua en cascadas que se abrían por todas partes. Conversando con los guardas sobre nutrias, águilas y desmanes. Buena gente.


Al bajar paramos en un campo de cerezos en flor y tomé este detalle de imagen. Todo estaba así. Lo juro.


Hacía un poco de viento y los pétalos de las flores volaban como copos de nieve. Empezamos a remontar el puerto de Tornavacas, hacia Ávila, y antes de alcanzar la cima me giré para ver el Valle por última vez.


Que maravilloso es estar vivo. Que bello es vivir.


3 comentarios:

nbalike dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

Gracias por dejarme compartir esa maravillosa tarde de Jueves con vosotros. Me encantó poder disfrutar del programa en directo y conocer en persona a los miembros del equipo. Con respecto al Jerte, precioso, como siempre. Óscar.

Luis Miguel Domínguez dijo...

Jose no pude escucharte en la radio , pero este relato es precioso.
Que guapo!!!
Enhorabuena tío
Un beso grande.